Es mejor leer un buen libro que escribir uno malo.(La librería ambulante. Christopher Morley)

sábado, 9 de julio de 2016

Diario en un campo de barro. Ricardo Gómez


Páginas: 166
Lo leí en: 3 días
¿Me gustó?:

Argumento: Una chica refugiada escribe un diario para la familia que la acogió unos meses en España.

Opinión y comentarios: Ahora que está otra vez el tema de los refugiados en la problemática de la actualidad, siempre viene bien leerse libros como este y ponerse en la piel de los otros.


"La lluvia significa regar plantas, lavar ropa o alguna ducha extra. Pequeños regalos para quien no tenemos nada. Aunque el inconveniente que tiene la lluvia es el barro."

Es Nushi la que nos habla durante todo el libro a través del diario que escribe para su otra familia, la familia de papel. Nushi es una chica de 15 años, víctima de una de tantas guerras, en este caso la de la ex-Yugoslávia, pero podría muy bien ser de cualquier otra. 

Nushi después de ese año de exilio que pasa en España con una familia de acogida, se reúne con su otra familia, la de verdad, pero se encuentra que ya no son los mismos y que tienen heridas muy profundas de las que ni siquiera pueden hablar. 


"Todos vienen sin papeles, todos dicen lo mismo. Los soldados les quitaron las escrituras de las casas, los pasaportes, los certificados de boda, las cartillas de los niños, incluso las fotografías. Parece como si pretendieran borrarles del mapa. Eso es lo mas difícil de todo, devolverles sus nombres, su memoria..."

El día a día en el campamento de refugiados es difícil, de pronto las cosas mas básicas de la vida diaria, como el sacar agua de un grifo, o poner una tirita en una herida, se vuelven un reto que depende de los aprovisionamientos diarios de las organizaciones humanitarias.

"La guerra pone patas arriba los calendarios. Es como si hubiéramos retrocedido dos siglos."

Y porqué, porqué, se pregunta constantemente Nushi, pero nadie tiene respuesta a sus preguntas. Por desgracia la humanidad seguimos repitiendo las mismas crueldades y estupideces, y las preguntas de niñas como Nushi quedarán siempre sin respuesta.

"¡Que pregunta! Nadie sabe por qué. Los pueblos tienen la desgracia de que aparezca de vez en cuando algún iluminado que, aludiendo a la historia, a la raza, a la religión o al dinero, divide la población entre opresores y oprimidos. Luego la ignorancia y los intereses económicos hacen el resto."

No hay comentarios:

Publicar un comentario